Donald Trump pone de nuevo al gobierno cubano entre la espada y la pared

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pone de nuevo al gobierno de Cuba entre la espada y la pared. Esta vez amenazó con imponer sanciones a todos los países que no acepten a sus ciudadanos con orden de deportación, y entre esas naciones figura la isla.

Si no los aceptan, impondremos sanciones a esos países. Impondremos aranceles a esos países. Los aceptarán tan rápido que les dará vueltas la cabeza

Señaló el mandatario en una visita a una división de la Oficina de Aduanas y Protección de la Frontera (CBP, por sus siglas en inglés).

Pero Cuba no es la única que está en la lista de Trump, también aparecen China, Irán, Marruecos, Birmania, Vietnam, Laos, Camboya, Eritrea, Guinea y Sudán del Sur, además de la región administrativa especial china de Hong Kong.

Y para confirmar que las amenazas del presidente son reales, basta con mirar las sanciones que impuso en septiembre pasado a Camboya, Eritrea, Guinea y Sierra Leona por no aceptar deportados, las cuales consistían en restricciones a la emisión de ciertos visados para entrar a Estados Unidos.