CubitaNOW
x

support@cubitanow.com

Padre de joven preso por el 11J estalla ante impunidad de represores cubanos: “No abusen más”

Redacción de CubitaNOW

Sociedad, America Latina, Cuba

Wilber Aguilar, padre del joven Walnier Luis Aguilar, detenido tras participar en las protestas antigubernamentales del 11J en La Habana, expresó su preocupación ante la impunidad que tenían los represores y la policía en Cuba para cometer atropellos contra las personas.

Aguilar denunció ante las autoridades correspondientes que su hijo fue rociado con espray y golpeado en la cárcel presuntamente después de una discusión con un oficial, cuando le pidieron someterlo a una revisión antes de recibir unos medicamentos y él se negó.

En el departamento del Ministerio del Interior le dijeron que investigarían el caso, pero después le trasmitieron una versión muy distinta a la que había conocido por su hijo y otros prisioneros, por lo cual piensa que no hay posibilidad de justicia.

“Eso va a quedar impune, igual que el chiquito que cogieron esposado en el piso y le dieron tiros, que lo vio el mundo entero”, dijo, recordando los sucesos ocurridos a mediados de año en la barriada de El Condado, en Santa Clara, donde Zidan Batista Álvarez, un adolescente de 17 años, murió tras un disparo de la policía.

“¿En qué manos están nuestros hijos?”, cuestionó Aguilar. “Ahora mismo el peor delito que hay aquí es pedir libertad, por eso está mi hijo en la cárcel, no porque le robó a nadie, ni porque estafó ni violentó. Se sumó a la manifestación a pedir libertad. ¿Por qué abusan así?”, dijo.

“Estoy al pendiente de lo que está pasando con mi hijo. Estoy preocupado y me voy a ocupar de la situación”, advirtió Aguilar en una directa en redes sociales. Walnier Luis Aguilar Rivera fue detenido el 20 de julio de 2021, nueve días después de las históricas protestas de ese año del 11J.  El joven se unió a la manifestación en el barrio habanero de La Güinera.

Al comienzo le pedían 23 años de cárcel. Finalmente, el 14 de junio lo condenaron a 12. “La sentencia de mi hijo me la trajo la Seguridad del Estado”, aseguró el padre a un año aproximadamente de las manifestaciones. “Ninguno de esos muchachos [presos por manifestarse el 11J] son asesinos ni violadores ni estafadores. Son muchachos de pueblo”, dijo con anterioridad.

Wilber asegura que su además padece de una lesión en el cerebro. “Eso le ha traído problemas en el aprendizaje. Lo atendía un psicólogo que después lo pasó a un psiquiatra porque había que medicarlo para que estuviera estable”. Sin embargo, su condición médica fue desestimada durante el proceso penal a la hora de enjuiciarlo.

Recomendado para ti: