Carnival se defiende ante acusación basada en la Ley Helms-Burton

Carnival ha afirmado en documento de 21 páginas que no utilizó intencionalmente el puerto de Santiado de Cuba y negó tener conocimiento de que se trataba de una propiedad nacionalizada.

La denuncia al gigante empresarial de cruceros fue puesta por el médico Javier García Bengoechea, convirtiéndose en la primera multinacional en ser cuestionada legalmente, después de que se activara el Título III de la Ley Helms-Burton.

Con esta declaración, Carnival igualmente ha dicho que debe ser eximida de su obligación de pagar una multa, o resarcimiento económico, y refutará un juicio con jurado.

La demanda de García Bengoechea se basa en la expropiación del puerto de Santiago de Cuba a su familia por parte del gobierno cubano.

Sin embargo, el proceso no ha llegado a su fin.

Casi 20 empresas estadounidenses han sido demandadas después de la activación del Título III de la Ley Helms Burton.