Pese a presiones del gobierno contra la familia, entierran en Baracoa a médico fallecido en París

Pese a presiones del gobierno contra la familia entierran en Baracoa a medico fallecido en Paris

Familiares y seres queridos del médico cubano Juan Manuel Obana Borges, quien perdió la vida el pasado 11 de septiembre en extrañas circunstancias en un baño del aeropuerto Charles de Gaulle, de París, en lo que sería su regreso a Cuba tras serle suspendida su ‘misión médica’ en Mauritania, dijeron que recibieron presiones de las autoridades tras hacerse público el caso.

“El miércoles se celebró el sepelio del galeno en Baracoa, donde una larga columna de personas acompañó su féretro hasta el cementerio local. El cuerpo fue velado además en la sede de la Logia Masónica de ese poblado, de la que era miembro Obana Borges”, relataron varios testigos al portal independiente Diario de Cuba.

Por su parte, la familia, que se negó a dar declaraciones y prefirió mantener en privado su dolor, señaló a varios allegados con los que el citado medio conversó, y cuya identidad prefirieron mantener en el anonimato, que han recibido presiones de las autoridades.

“Las autoridades de Salud Pública, además, no cubrieron el féretro de Obana Borges con la bandera cubana durante el sepelio, como suele hacerse en casos en que un galeno en “misión internacionalista” fallece y se le considera cumplida su “misión”, indicaron varios testigos”, denuncia el sitio.

“Esto, según fuentes cercanas al fallecido y sus allegados, hizo evidente que el galeno, enviado por el Gobierno cubano como parte de un contingente de trabajadores de la Salud a Mauritania, murió cuando era conducido de vuelta a Cuba con su “misión” revocada, y presuntamente custodiado por la Seguridad del Estado”, agrega.