CubitaNOW
x

Cubita NOW

Yordenis Ugás a los cubanos en el exilio que temen al régimen: 'dejen el miedo atrás'

Redacción de CubitaNOW

Miami, Europa, Estados Unidos, America Latina, Cuba

El boxeador Yordenis Ugás envió un mensaje a los cubanos en el exilio que tienen miedo a denunciar al régimen de La Habana: "despierten y dejen el miedo atrás. En Cuba callamos porque no nos dejen salir y afuera callamos para que nos dejen entrar".

Ugás confesó que no quería hablar de el tema porque "después la personas se llenan de odio cuando le dicen la verdad".

El boxeador todavía está celebrando sus 36 años, que cumplió el pasado 14 de julio. Sin embargo, dijo que es necesario.

"Esto necesario. Y disculpa para los hombres y mujeres de dignidad que son la mayoría y tienen que leer esto. Sabes cuántos cubanos han entrado por la frontera desde octubre; más de 157 000 cubanos. ¿Te imaginas 157 000 cubanos convertidos en hombres y mujeres libres y denunciando el régimen, diciendo y gritando por qué escaparon? Pidiendo la libertad para nuestros presos políticos", señaló Ugás.

"Pero no. La dictadura les comió la mente y les quitó la voluntad. Llegan aquí y quieren estar callados para convertirse en mulas, para regresar al año y un día. Todos no, no estoy generalizando, pero muchos sí", aclaró.

"Por eso a mis amigos, mi familia que he traído se los digo. No me justifiquen nada con la familia. Yo amo mi familia con todo mi corazón y trabajo duro por ellos, pero nunca voy a poner mi dignidad y menos callarme y continuar siendo un esclavo por nadie. Tuve casi nueve años sin ver a mi familia", recordó.

"Si tú dejaste en Cuba, una madre, un padre, un hermano, es que pusimos nuestra felicidad, nuestra prosperidad y nuestra libertad por delante de la familia. Y las cosas han cambiado mucho, también hay que reconocerlo. Pero para esos pocos del exilio despierten y dejen el miedo atrás. En Cuba callamos porque no nos dejen salir y afuera callamos para que nos dejen entrar. Patria y Vida", concluyó Yordenis Ugás.

Algunos cubanos apoyaron las palabras de Yordenis Ugás pero otros señalaron que es una situación difícil.

"Entiendo el punto, pero ningún cubano con familia, verdadera familia en Cuba es libre, son como rehenes de la dictadura, es una maldición de la que no libras; ser mal hijo, mal padre, mal hermano, eso sí es reprochable, que grite el que pueda, los demás siguen con la maldición encima", dijo Marianela Diaz.

Ociel Vidor dijo que ese siempre ha sido su concepto. "Cuando salí de Cuba dejé de ser un esclavo, y eso que cuando estaba en Cuba no era cualquier esclavo porque hasta de atentado estoy acusado en Cuba por exigir mis derechos. Me encanta la libertad y me encanta tener dignidad, entonces no me puedo quedar callado para seguir siendo un esclavo".

"El miedo, el oportunismo y la falta de dignidad imperan hoy. Ese pueblo no se solidariza entre ellos mismo, cuando alguien alza la voz no lo apoyan… no puedo entender la falta de empatía, incluso desde el exilio no publican, no comparten posts por 'miedo'. Estamos enfermos, seguimos manteniendo a la dictadura desde fuera de Cuba a través de la familias con las recargas, remesas, combos de comida, medicinas, viajes (...) Por supuesto no generalizo, ojalá todos nos pusiéramos de acuerdo, la dictadura se caería en una semana", opinó Sarahí Pérez.