Barrios cubanos se preparan ante posible gran terremoto

Barrios cubanos se preparan ante posible gran terremoto

En la isla se registran cada año, como promedio, de 5.000 a 6.000 sismos de diferentes magnitudes. El último de mayor intensidad ocurrió el 25 de mayo de 1992 en el suroeste de Cabo Cruz, en Granma, con una magnitud de 6,9 grados en la escala sismológica de Richter, de un máximo de 10.

Sin embargo, el temblor más devastador ocurrió el 3 de febrero de 1932, precisamente en Santiago de Cuba, con un saldo de unos 15 muertos, 400 heridos y perjuicios en el 80 por ciento de las edificaciones.

“Desde 2016 se reporta poca actividad sísmica en la zona. Expertos del gubernamental Centro Nacional de Investigaciones Sismológicas (Cenais), creado en 1992 y con su base en esa urbe, opinan que la acumulación silenciosa de energía en el interior de la tierra podría resultar en un terremoto por encima de siete en la escala de Richter”, señala un reporte de IPS.

“La posibilidad de un sismo de gran intensidad en Cuba es real. Decir lo contrario sería irresponsable. Las placas tectónicas llevan millones de años moviéndose y ese movimiento acumula tensiones”, dijo al citado medio el director de Cenais, O´Leary González.

No sabemos cuándo ocurrirá, pero los registros de las mediciones geodésicas de alta resolución demuestran que es un hecho latente”, agregó el funcionario en la capital cubana, donde participó en el Ejercicio Regional de Simulación de Respuesta a Terremotos, conocido como Simex 2019.