CubitaNOW
x

Cubita NOW

Activista cubana encarcelada sufre parálisis en la mitad de su cuerpo

Redacción de CubitaNOW

Sociedad, Cuba

La activista cubana Angélica Garrido, quien se encuentra en prisión por manifestarse el 11 de julio de 2021, sufrió una parálisis en la mitad de su cuerpo producto de un accidente cerebro-vascular en prisión.

 Luis Rodríguez Pérez esposo de la cubana ha hecho una denuncia pública: “¿Es justo que una mujer sea torturada hasta el límite para preservar una falsa calma?”, reclama.

Rodríguez Pérez lamenta que siendo su pareja una mujer tan joven, sufra ya de estos eventos adversos, aunque aseguran que ella se mantiene inquebrantable.

“¡Sí, mi mujer, mi esposa del alma, sufrió una parálisis en la mitad de su cuerpo! ¡Sí, ella está fuerte, pero es difícil congelar la mente! ¡Ella está firme, pero es humana! Oh, Dios, tan joven y sufriendo traumas cerebrovasculares. No la van a quebrar. A mí no me van a quebrar. ¡Hace ya mucho tiempo, que debieran saber que nos tienen que matar! ¡Se la entregué viva coño, viva, y me la van a matar! ¿Y no se percatan que tendrán que matar a todo un pueblo?”, advierte.


El cubana alerta que nada separará a su familia de la lucha por la libertad, pese a las condiciones en que está su esposa.

“Hermanos míos, sepan ustedes que, nada, ni lo alto ni lo profundo, ni lo presente ni lo futuro; aunque parezcamos que somos desechos de Dios, que morimos, que andamos empobrecidos, sepan ustedes: que nada, nada, nos separará del amor de Dios y de nuestra lucha por la libertad”, alega.

Por último se despide pidiéndole fuerzas a su compañera de la vida.

“Fuerzas, amor mío, que por cada centímetro de tu cuerpo paralizado, se mueven miles de mis hermanos, fundidos todos, en una sola lágrima. Libertad”, añade.

Angélica Garrido Rodríguez y sus hermana María Cristina Garrido Rodríguez fueron apresadas debido a las manifestaciones del 11 de Julio en el municipio Quivicán

Según la familia ambas fueron golpeadas por seis policías durante la detención. En marzo pasado, en el mismo juicio, María Cristina Garrido, fue sentenciada a siete años de cárcel, mientras a Angélica se le impuso condena de tres.

Las cubanas son madres de tres y dos hijos respectivamente.

El grupo de trabajo Justicia 11J pidió el Día Internacional de la Mujer, al régimen de La Habana la liberación de las mujeres condenadas por las protestas pacíficas del 11 y 12 de julio de 2021.

Justicia 11J advirtió al Gobierno cubano sobre el cumplimiento de las Reglas de Bangkok, aprobadas por la Asamblea General de las Naciones Unidas el 21 de diciembre de 2010, oficialmente señaladas como Reglas de las Naciones Unidas para el Tratamiento de las Reclusas y Medidas No Privativas de la Libertad para las Mujeres Delincuentes.

En dicho informe destacan la necesidad de dar prioridad a la aplicación de medidas no privativas de la libertad a las mujeres, de manera especial aquellas con hijos, y bajo consideración de que las reclusas son un grupo vulnerable, con necesidades y requisitos específicos.

Además el grupo le recordó al régimen, la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer, conocida como Convención de Belém do Pará (adoptada en 1994), documento en el que definen la violencia contra las mujeres, establecen el derecho de las mujeres a vivir una vida libre de violencia y propone el desarrollo de mecanismos que velen por la integridad física, sexual y psicológica.