México realizará las pruebas antidopaje de sus atletas en La Habana

México ha decidido cerrar sus laboratorios antidopaje. Por esta razón desde ahora realizará las pruebas a sus deportistas en La Habana. Todos los deportistas mexicanos que participen en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 deberán pasar por La Habana.

El Gobierno mexicano ha confirmado, mediante la Comisión Nacional de Cultura Física y Deportes, que sus laboratorios en la capital mexicana costaban unos dos millones de dólares anualmente, y que no podían mantenerlos operativos. Es por ello que los exámenes a los deportistas mexicanos que acudirán a la cita olímpica se realizarán en La Habana.

Los deportistas mexicanos han realizado pruebas de dopaje en sus laboratorios desde junio de 2013, cuando las instalaciones fueron certificadas. Sin embargo, los servicios estuvieron suspendidos entre noviembre de 2016 y diciembre de 2017. Como parte de su política de austeridad, el Gobierno decidió cerrar la institución, medida que fue acometida hace dos semanas, según confirmó la Asociación Mundial Antidopaje (AMA).

El cierre deja al hemisferio con laboratorios en Montreal, Los Angeles, Salt Lake, Río de Janeiro y La Habana. A este último irán a parar las muestras del más de centenar de deportistas mexicanos que competirán en Tokio 2020. Según la dirección de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte de México, la institución en La Habana es confiable y fue escogida para analizar las pruebas de los olímpicos mexicanos por la cercanía geográfica.