‘Exijo como ciudadana de este país que nos respeten’ periodista oficialista envuelto en nueva polémica

'Exijo como ciudadana de este país que nos respeten' periodista oficialista envuelto en nueva polémica
Foto de: Facebook

Miembros de la sociedad civil cubana, continúan manifestando su indignación por una sección emitida el lunes en la revista de la mañana de la televisión cubana.

Nuevamente vuelve a estar en el centro de la polémica, el periodista Lázaro Manuel Alonso por su manipulación de un tema en extremo sensible.

“¡Estoy CANSADA DE LAS MENTIRAS que dicen en la televisión cubana! ¡El tema de la protección animal en Cuba, como manipulan y engañan a las personas impunemente, negando lo evidente! A estas alturas, donde la información no solo la tienen ellos, ¿creen que van a tapar el sol con un dedo???? ¡Exijo como ciudadana de este país que nos respeten y también que respeten a los animales!”, han denunciado en redes sociales.

Estoy CANSADA DE LAS MENTIRAS que dicen en la televisión cubana! El tema de la protección animal en Cuba, como manipulan…

Posted by Iranidis Iris Fundora on Monday, January 13, 2020

Al respecto, el periodista José Raúl Gallego Ramos expuso en un artículo donde desmontó las mentiras pronunciadas: “el segmento conducido por el periodista Lázaro Manuel Alonso estuvo cargado de errores conceptuales, omisiones y falsas afirmaciones sobre el estado de la protección a los animales en Cuba”.

“Más allá de la falta de rigor periodístico, lo visto en la mañana de este lunes es una muestra de la política de salvar responsabilidades por parte del gobierno cubano y desconocer la lucha que durante años han protagonizado de manera independiente los protectores del país”, afirma Gallego Ramos.

Entre las claras omisiones del polémico reportero Lázaro Manuel Alonso resaltan “no hizo hincapié en las múltiples formas de maltrato animal que existen en Cuba y que no son precisamente las mascotas, como él afirmó, quienes más las sufren”.

“No se habló en el programa de los acuarios y zoológicos en pésimas condiciones, de la cría hacinada y los métodos de sacrificio en las granjas estatales, de los animales en circos y laboratorios, de la cría y exportación de especies, de los cotos de caza y demás actividades que no solo son responsabilidad del Estado, sino que son parte de sus negocios. De esto no habló el invitado, funcionario del Ministerio de Agricultura, y tampoco le preguntó el periodista”, advierte Gallego Ramos.