CubitaNOW
x

Cubita NOW

Constitución de Cuba no respeta la libertad religiosa, según informe

Redacción de CubitaNOW

Estados Unidos, Sociedad, Cuba

"La nueva Constitución de Cuba, aprobada en abril de 2019, no logra cumplir con las protecciones legales para la libertad de religión o estándares de creencias basados en el derecho internacional a pesar de incluir algunas otras garantías de derechos humanos", señaló en un informe la Comisión de Estados Unidos sobre Libertad Religiosa Internacional (USCIRF, por sus siglas en inglés).

"A diferencia de la Constitución de 1976, la nueva Constitución diluye las garantías de las protecciones legales para la libertad de religión o estándares de creencias que existían en la antigua constitución".

Además, la Constitución no es la norma legal más alta en Cuba. Más bien, se iguala y, en ocasiones, se subordina a los caprichos legislativos. Hay una larga historia de aplicación de leyes inferiores y a menudo opacas, además de la aplicación de leyes o acciones administrativas de facto no amparadas por legislación alguna pero ordenadas por la Seguridad del Estado y el Partido Comunista de Cuba.

Estos se llevan a cabo en flagrante violación de muchos principios en la Constitución anterior y actual. Como resultado, las instituciones religiosas y las personas son reprimidas, lo que fomenta una profunda desconfianza en el gobierno por parte de líderes religiosos y laicos, apuntó el informe Reforma constitucional y libertad religiosa en Cuba.

Según el informe, la Constitución y las leyes de Cuba no cumplen con los estándares de las protecciones legales para la libertad de religión o estándares de creencias basados ​​en el derecho internacional. De los 36 indicadores, Cuba incumple 34, y cumple parcialmente solo dos.

La nueva Constitución reduce la posibilidad de reformas legales para habilitar los derechos para la libertad de religión. Cuba tiene pendiente desde 1976 una Ley de Creencias o Ley de Cultos. "Religiosos creen que esa Ley ayudaría a limitar las acciones arbitrarias en su contra por parte del

Partido Comunista. Sin embargo, los líderes religiosos entrevistados plantearon dudas, señalando que el gobierno probablemente usaría tal proceso para formalizar o incluso fortalecer la represión".

Sobre el PCC señalaron que dirige directamente la libertad religiosa en Cuba. "Porque no hay autoridad ejecutiva sobre los derechos otorgados por la Constitución y ninguna legislación que establece el marco legal para los derechos religiosos, y el hecho que se define a sí mismo como un ente supraconstitucional, el Partido Comunista ha asumido plena capacidad para restringir la libertad religiosa y de culto, según su elección y sin oposición judicial".

"El Partido Comunista tiene una entidad encargada de los derechos religiosos, la Oficina de Asuntos Religiosos, cuya autoridad emana y depende de la Comité Central del Partido Comunista. Tanto la la Oficina de Asuntos Religiosos y el Comité Central son oscuros y trabajan en ausencia de legislación".

"A pesar de la declaración constitucional de que Cuba es un estado laico y que 'la educación es laica y basada en los aportes de la ciencia', la realidad es que la educación promueve el ateísmo, excluyendo la enseñanza de las religiones, su historia o su naturaleza".

Para el informe, 56 de los encuestados dijeron que la educación se basa en una ideología atea, y 55 están de acuerdo en que la educación todavía está impregnada de las enseñanzas de Karl Marx y Vladimir Lenin y no incluye estudios de Religión o Historia de la Religión historia. 33 estuvieron de acuerdo en que los estudiantes con las creencias religiosas no pueden vestirse de acuerdo con sus tradiciones (como el uso de velos o el uso de una kipá judía). Tales incidentes han sido documentados por organizaciones internacionales observadores.