Polémica en redes tras mensaje de embajadora de EE.UU. ante la ONU para el pueblo cubano

Polémica en redes tras mensaje de embajadora de EE.UU. ante la ONU para el pueblo cubano

La embajadora de Estados Unidos ante la Organización de Naciones Unidas (ONU), Nikki Haley, fue fuerte en sus declaraciones sobre Cuba y las relaciones de su gobierno con el pueblo.

“Este es el vigésimo séptimo año en que se realiza esta votación en la Asamblea General. Cada año, salvo en una ocasión, Estados Unidos ha votado contra esta resolución. De la manera en que está redactada la resolución actualmente, Estados Unidos votará hoy de nuevo en contra”, dijo la funcionaria en su discurso.

“Cuba y sus aliados hacen cada año lo mismo: proponen una resolución que culpa por la pobreza, la represión y la falta de libertades en Cuba a los Estados Unidos. Culpan engañosamente a Estados Unidos por todas las cosas nefastas, hasta por genocidio”, agregó.

Haley expresó que “esta resolución no cambia nada, no ayuda a ninguna familia cubana, ni da de comer a ningún niño cubano, ni libera a ningún preso político cubano. Los que apoyan cada año esta resolución no entienden bien. Nuestra razón para el embargo es y siempre ha sido la negación de la libertad y la negación de los más fundamentales derechos humanos al pueblo cubano, por parte del gobierno de Cuba.

Y su polémico mensaje para los cubanos: “Estados Unidos continuará al lado del pueblo cubano hasta que sus derechos y libertades sean restaurados. Punto. No nos dejaremos amedrentar. El año pasado una sola nación votó con nosotros en contra de esta resolución. Pero está bien, estamos en muy buena compañía. No vemos ningún problema en defender solos aquello en lo que creemos, y probablemente lo volveremos a hacer hoy, si es necesario”.

“Pero lo más lamentable de esta resolución, año tras año, no es que Estados Unidos sea el único que se opone. Lo más lamentable de esta resolución es que es un desperdicio del tiempo de todos si, una vez más, sus países creen que pueden agraviar a Estados Unidos”, añadió.

“Pero no es a Estados Unidos a quien agravian. Ustedes están literalmente agraviando al pueblo cubano al decirle al régimen que el tratamiento que le da a su pueblo es aceptable. Durante 27 años hemos tenido este debate y nada ha cambiado en Cuba. Al menos no para mejor”, insistió.

“Quienes apoyan la resolución sostienen que un cambio en la política estadounidense transformará de algún modo la vida del pueblo cubano. Pero el gobierno de Cuba no concuerda. Respondió al ablandamiento de nuestra política bajo el presidente Obama con más ─y no menos─ represión política contra su pueblo. El deplorable estado de los derechos y las libertades en Cuba no le es ajeno a nadie en esta sala, aun cuando los países votan ciegamente cada año en apoyo de la resolución”, remarcó.

Por otro lado, manifestó que “las evidencias se encuentran en las declaraciones de cada país al realizar este debate anual. A muchos de nosotros nos preocupa profundamente la falta de libertades de expresión y reunión en Cuba, las detenciones y arrestos arbitrarios, el estatus de las mujeres y los derechos laborales”.

“Hemos escuchado cuidadosamente las declaraciones de otros países en este debate. Hemos estudiado sus comentarios del año pasado. Hemos tomado en serio sus mensajes. Leímos la declaración de la Unión Europea el año pasado, y estamos de acuerdo, sinceramente: La UE llamó a Cuba, y cito: “ A garantizar plenamente a sus ciudadanos las libertades y derechos civiles, políticos y económicos internacionalmente reconocidos, incluyendo la libertad de reunión, la de expresión y el libre acceso a la información”. Fin de la cita”, dijo.

“Ayer, numerosos países, hablando en su propio nombre y a nombre de grupos regionales, expresaron preocupación por la consecución en Cuba de las metas de prosperidad, derechos humanos y dignidad del ser humano contenidas en la Agenda para el Desarrollo Sostenible hasta el 2030. El año pasado el representante permanente de Gabón, hablando por el grupo de países de África, expresó la misma preocupación”, siguió.

De igual manera, llamó a la “Asamblea a votar para afirmar para el pueblo cubano los derechos humanos y libertades que ustedes extienden a tantos otros países. Insto a los estados miembros a votar “Sí” por todas y cada una de las enmiendas propuestas por los Estados Unidos. Voten hoy y demuestren al mundo que la Asamblea General de Naciones Unidas defiende los derechos humanos y la dignidad del ser humano”.

“Al pueblo de Cuba, le digo una vez más: Estados Unidos continuará estando de su lado, no importa lo que hagan otros. Seguiremos a su lado hasta que llegue el día en que sean junto a nosotros un pueblo libre en la región que compartimos. Gracias”, finalizó.