Pastora Soler responde tras la polémica por las langostas y Mariela Castro

Pastora Soler responde tras la polémica por las langostas y Mariela Castro

La cantante española Pastora Soler respondió tras la polémica por las fotos en las que acompañaba en un almuerzo con langostas a Mariela Castro Espín, hija de Raúl Castro, imágenes por las que se postergó un concierto suyo en Miami.

“Quiero dejar muy claro que mi intervención en Cuba solo atendió a una acción solidaria y desinteresada económicamente, con el único objetivo de ofrecer mi música en apoyo a un colectivo que siempre ha sido maltratado y que en estos momentos sigue luchando por sus derechos”, dijo la artista en su cuenta en Facebook.

Y agregó que su primer viaje a Cuba “atendió simplemente a una invitación realizada por el colectivo LGBTI (…) con el que siempre que puedo me gusta colaborar”.

“Previo al evento, que organizaba CENESEX (Centro Nacional de Educación), acudimos al almuerzo informal en una casa particular, invitados por uno de los organizadores, donde coincidimos con muchas personas que no conocíamos, entre ellas Mariela Castro”, destacó.

“Una vez finalizado el almuerzo, nos dirigimos al Teatro Mella para las pruebas de sonido y la actuación. Hasta ahí mi visita y mi intervención en Cuba“, indicó.

“La cantante dijo que, tras las fotos que algún invitado al almuerzo hizo y publicó en las redes sociales, recibió una llamada del promotor de su presentación en Miami solicitando “un aplazamiento del concierto”, que estaba previsto para este sábado 1 de diciembre, aludiendo “las molestias despertadas”, explicó Diario de Cuba.

“Por nuestra parte y tristemente aceptamos la propuesta de cambio de fecha, y por supuesto entendemos y respetamos las diferentes sensibilidades que en torno a esta situación se puedan dar”, dijo la intérprete.