Artistas denuncian que se avecina ola de despidos masivos en el teatro cubano

Artistas de la isla han contactado a medios en el extranjero para denunciar que se avecina ola de despidos masivos en el teatro cubano que afectará a más de 100 agrupaciones a lo largo y ancho de la nación.

Según Martí Noticias, “las autoridades culturales cubanas prevén para el próximo enero un despido masivo de artistas teatrales, tras la orden dada, presuntamente, por el viceministro de Cultura, Fernando Rojas, de desarticular más de 70 proyectos teatrales de La Habana y casi un centenar en todo el país”.

“La orden supuestamente llegó a la Dirección del Centro de Teatro de La Habana con la intención de que no se conociera hasta el 1 de enero, cuando los artistas tienen que renovar sus contratos anuales, pero se filtró a los directores afectados”, agregó el citado medio.

Asimismo, destacó que “el dramaturgo Adonis Milán, director del grupo Perséfone dijo a Radio Martí que el Gobierno no puede seguir manteniendo “lo que pasa en el teatro, que los salarios son miserables, pero con tal de ellos tener a todas las personas y todos los artistas controlados, tienen a todos estos grupos que no reportan económicamente, ni artísticamente en nada al país, y ahora están tratando de solucionar problemas de 60 años”.

“Otras veces ha pasado lo mismo y han tenido que contratar de nuevo a los despedidos”, una situación que tiene su origen en “un sistema donde la cultura es controlada y subvencionada totalmente por el gobierno”, agregó el joven.

“El dramaturgo explicó que la formación actoral también ha decaído mucho en Cuba, donde los actores de renombre no están dispuestos a impartir clases “porque les pagan muy mal”, refirió el portal.

“Milán concluyó que el deseo de los militares que han gobernado Cuba durante años ha sido “parametrar el arte y acabar con la cultura cubana“. En el comunicado enviado a Cibercuba, los artistas reconocen que el teatro cubano es subsidiado por el Estado y que hay agrupaciones teatrales sin apenas puestas en escena”, indicó.

“Los afectados se preguntan también si el Partido, como “fuerza superior dirigente del país y el Estado“, no tiene nada que decir ante los despidos masivos”, finalizó.